La lactancia

Aunque no me crean con lo emocionada que estoy con este blog estuve apunto de abandonar este tema y no escribir por el temor de dar una mala información, pero luego caí en cuenta y me dije: “!Claro, este es el verdadero mensaje que está detrás de todo: El miedo!” ¿Por qué le huimos al  tema?

Ahora comprendo porqué la lactancia fue una de las pocas cosas que la gente me habló de manera desmotivante cuando estaba embarazada.

Cuando era chica escuchaba a mis tías e incluso a mi madre hablar de la lactancia como si todo fuera parte de un mismo paquete, ni se angustiaban, ni lo evitaban, sólo era parte del proceso de tener un bebé y eso que en aquellas épocas no existía la información médica que tenemos ahora. Pero más allá de los obstáculos o dificultades que ellas pudieron tener, jamás manifestaron que amamantar fuera una opción.

Por eso me extrañaba cuando me preguntaban si pensaba amamantar. El sólo hecho que  lo preguntaran me parecía insólito. ¿Cómo esto era posible? No entendía en qué momento esto había cambiado, ¿Acaso amamantar a tu bebe recién nacido es visto ahora como una opción?

Personalmente siempre lo he visto como parte del proceso de ser madre. Tu cuerpo le da la posibilidad al bebé de gestarse y además te da la capacidad de alimentarlo después que sale de tu barriguita. Por eso ni siquiera podría pensar en elegir privar a mi bebé de algo tan esencial y para lo que tu cuerpo se prepara naturalmente a hacer.

Por suerte esta alerta me llevó a investigar acerca del tema, asesorarme y darme cuenta que para algunas mujeres amamantar no es fácil, dar pecho requiere un proceso de aprendizaje que muchas veces toma semanas y puede resultar difícil, doloroso e incómodo.

Sin embargo, más allá de informarnos o tener una explicación radical basada en creencias o mitos, creo que deberíamos tener mucho cuidado al poner en práctica consejos que recibimos como futuras madres y esto aplica para todos los temas, pero en este caso hablo particularmente de la lactancia. Es importante tener en cuenta que cada nueva madre vive la experiencia de la lactancia de una manera única y diferente a las demás y nadie te puede garantizar que será algo especial, o por el contrario incómodo, hasta el momento en que llega la hora de alimentar a tu  bebé.  

En mi opinión lo mejor, y por experiencia propia, es no abandonar el concepto de la lactancia en primera instancia. Tómate el tiempo para buscar información con gente especializada durante el embarazo y no dudes en al menos darte la oportunidad a ti y a tu bebé de vivir ese paso, que para mí como madre fue realmente mágico. Ahora, recuerda que si por alguna razón no lograras lactar, tampoco debes sentirte mal por eso.

Aquí les dejo algunos tips e información que me sirvieron a mí durante el tiempo que amamanté a mis bebés:

  1. Ten en cuenta que la cantidad de leche que el bebé puede extraer de ti es diferente a la que un extractor de leche puede hacer. No tomes la cantidad del extractor como referencia a la hora de confirmar cuanta leche está ingiriendo tu bebé. Tu bebe será tu mejor referencia de cuánta leche es suficiente, así como las recomendaciones de tu doctor.
  2. El calostro contiene proteínas y anticuerpos que le dan protección al recién nacido ante las posibles infecciones y se produce durante los primeros 3 a 4 días después del parto. Tarda un poco más cuando uno tiene cesárea. Por suerte yo tenía esta información y no la desaproveché, asegurándome de amamantar a mis bebés lo que más pude esos primeros días.
  3. Se dice que al amamantar la madre debe estar tranquila, sin preocupaciones, ansiedades ni enojos ya que su estado de ánimo influye en la producción de leche, en la estabilidad emocional y anímica del bebé.  No sé si sea cierto, pero yo sí lo creo y estuve muy cuidadosa de mis emociones.

Espero que mi experiencia te logre inspirar un poco más. Seguiremos en contacto y me encanta poder compartir este espacio contigo.

¿Cómo ha sido tu experiencia? ¡Quiero saber!

#ElBlogdeMaritzaRodriguez

 

Categorías: Blog

También podría gustarte

9 Comments

  • Reply
    Andrea
    23 agosto, 2016 at 11:23 am

    Soy tambien madre de gemelos y llevo 21 meses de lactancia, pero en este momento ya no disfruto de ella, porq me siento cansada y lo peor de todo es que no se que hacer para que ellos se olvide de ella.

  • Reply
    Maury Montilla
    23 agosto, 2016 at 12:17 pm

    Hola. te admiro mucho y te felicito por tener una familia bella, tengo una pequeñita de casi 2 años y la lactancia con ella fue un poco traumatica porque no lograba tener suficiente producción de leche así que complemente con formulas, gracias a dios las tolero muy bien y su crecimiento es muy sano; ahora estoy de nuevo en embarazo ya de 3 meses y espero mellizos, y empece a buscar información por doquier ya que se me vienen mil y un preguntas, y mas sobre la lactancia, de que si sera posible poder amamantar a los dos y que ambos queden satisfechos o tendré que hacer igual que con mi primera hija que tuve que complementar su alimentación con formulas.
    Ya leyendo esta nota me queda como mas claro y estoy mas tranquila en saber que si puedo tener una alimentación con lactancia exclusiva para mis bebes, entiendo que va ser difícil pero no es imposible.

    • Reply
      Maritza
      23 septiembre, 2016 at 1:48 pm

      Hola Maury, gracias por compartir tu experiencia y te va a ir muy bien con tus bebes,
      un abrazo
      Maritza

  • Reply
    Esperanza
    25 agosto, 2016 at 11:42 am

    Me encanta tu blog gracias por ser como eres besos 😘😘

    • Reply
      Maritza
      23 septiembre, 2016 at 1:49 pm

      Gracias a ti Esperanza por seguirme y comentar
      un abrazo
      maritza

  • Reply
    Mariana Rodriguez
    30 septiembre, 2016 at 11:14 am

    Hola Maritza te admiro mucho… yo tengo 3 hijos.. con la primera le di pecho por 6 meses por que mi hemoglobina se bajo mucho y en mi segundo embarazo tuve gemelos me gustaba la idea de darles pecho a los 2 juntos y cumplí mi meta pero solo por 5 meses no pide mas mi cuerpo no daba mas eran noches sin dormir le daba pecho a uno primero mientras el otro dormía y así ya cuando terminaba se despertaba el que ya había comido fue muy bonito pero una tortura a la vez en ese momento decidí complementar su alimentación con fornula.. pero fueron experancias muy bonitas..

    • Maritza Rodríguez
      Reply
      Maritza
      20 enero, 2017 at 6:06 pm

      Gracias a ti por compartirnos tu experiencia,
      un abrazo
      Maritza

  • Reply
    LEONORA ALVAREZ ROSARIO
    25 marzo, 2017 at 1:10 pm

    LA LACTANCIA ES UN PROCESO MUY BONITO DE CONEXIÓN ENTRE LA MADRE Y EL BEBÉ. LA LECHE MATERNA ES MÁS BENEFICIOSA PARA EL BEBÉ QUE LAS FÓRMULAS QUE VIENEN YA PREPARADAS, PUES AYUDA A QUE EL BEBÉ SE ENFERME MENOS Y LOS PROTEJE PARA QUE SUS DEFENSAS ESTÉN EN ÓPTIMO NIVEL. HAY MADRES QUE POR SITUACIONES MUY PARTICULARES, AUNQUE DESEEN LACTAR NO PUEDEN, OTRAS POR PREJUICIOS, NO BUSCAN INFORMACIÓN O NO LE CONSULTAN AL PEDIATRA, O SIMPLEMENTE NO DESEAN EXPERIMENTAR ESE SENTIMIENTO DE UNIDAD. ¡GRACIAS MARITZA … ESPERO ESTE ARTICULO Y TU EXPERIENCIA LES SIRVA DE EJEMPLO A FUTURAS MAMÁS! BESITOS Y ABRAZOS DE TU FAN SIEMPRE #TeamMaritza DE SANTA ROSA, BAYAMÓN, PUERTO RICO (3:10 PM) #ElBlogDeMaritzaRodríguez, #AmarEnConciencia, #MaritzaMamá, #MaritzaEspiritual

    • Maritza Rodríguez
      Reply
      Maritza Rodríguez
      2 junio, 2017 at 10:05 am

      Gracias, un abrazo!!!

    Leave a Reply

     
    WordPress spam blocked by CleanTalk.