All Posts By

Maritza Rodríguez

Mensajes detrás de las señales

Sábado por la noche 11 p.m., cansada, pero con ganas de escribir para ustedes, hoy es uno de esos días que con todas las ganas de transmitirles un mensaje no me sale nada, estoy como nublada a mi cabeza llega una idea y de repente sale otra … ¡no sé por dónde empezar!

¿Qué será? ¿por qué estoy en blanco? ……… respiro, me tomo mi tiempo y no llega nada!!! ¿Oh, Dios, qué voy hacer???, qué responsabilidad, ¿con qué voy a salir el martes que debo publicar el escrito?

Entonces me rindo y es cuando vuelvo a recordar que no soy yo la fuente de lo que pasa en mi vida, ni mucho menos de mis ideas. 

Así seguramente a todos nos pasa cuando tenemos un deadline en el trabajo o con alguna cosa de nuestra vida entramos en caos pensando que todo depende de nosotros y no, no es así.

Me iré a dormir y ya veré mañana que sale….

¡Aquí estoy nuevamente!!

Primero creo que debo soltar, dejar de sentirme presionada y permitirle a la Luz que haga su trabajo…. cuando uno está así lo mejor es el silencio, reconocer que somos simplemente un instrumento, y si, saben que si, ese es el mensaje!!! me debo quitar, soy yo misma la que está interfiriendo.

En muchas ocasiones no le damos el lugar al creador a que actúe, somos nosotros mismos que no le damos la entrada a esa Luz.

En estos días una amiga estaba pasando por un momento muy difícil, no encontraba ninguna respuesta a su situación y yo tratando de ayudarla dándole todo lo mejor de mí; consejos que venían a mi mente, meditando por ella, mandándole claridad, tenía tantas ganas que ella viera su error o más bien lo que tenía que cambiar, y de repente me di cuenta que tenía que retirarme dejarla sola que yo estaba obstaculizando su proceso con mi deseo de querer ayudarla, y sí, creo que pasé el límite, me confundí con que era “yo” quien lo iba a solucionar.

Así pasa mucho, no nos damos cuenta que somos nosotros mismos quienes bloqueamos la solución, somos nosotros mismos el problema, cuando nos chocamos contra una pared o cuando no escuchamos nada dentro de nosotros es cuando es mejor retroceder, rendirse, ser humildes saber que somos solo mensajeros, que la fuente de todo es el creador, él es quien hace el trabajo, quien nos da la solución, quien nos hace ver, nosotros debemos contraernos para que la energía fluya, para que las ideas puedan surgir.

Hay que aprender a ser pacientes, prudentes, casi siempre nos desesperamos, perdemos la certeza, se nos olvida su presencia y creemos que todo está en nuestras manos y cuando ya no vemos solución nos derrumbamos y nos volvemos débiles, víctimas y nos resignamos a que así nos tocó y se vuelve toda una cadena de sucesos que nos hace entrar en un estado de caos, donde perdemos la batalla, nos confundimos en nuestro rol, camino y propósito.

Aprendamos a detectar las señales a leerlas porque allí están los mensajes, las enseñanzas, no nos dejemos nublar por ese “yo” que nos hace creer que todo depende de nosotros.

¡Los quiero y todo lo mejor!!! 

¡Hasta la próxima, amigas!!!

Si tienes algo que preguntarme o algún comentario que compartir puedes hacerlo usando el hashtag:

#ElBlogdeMaritzaRodriguez 

Besos, 
Maritza.

Categorías: Blog

‘Valientes, emprendedoras, solidarias … así son las actrices de Nova’

Como parte de una serie de publicaciones a propósito del Día de la Mujer, el canal español Nova calificó a Maritza Rodríguez como una mujer emprendedora que compagina su labor artística con la gestión de su propia empresa, al encabezar la agencia Casting Models, y con su etapa como madre, que la llevó a desarrollar su canal de Youtube Con M de mujer by Maritza.

Maritza Rodríguez protagoniza actualmente la telenovela Silvana sin lana en Nova.

Clic aquí para ver la nota completa.

Categorías: prensa

‘Escucha a la voz de la intuición’, colaboración de Maritza en la revista Hey Mujer

La primera colaboración de Maritza Rodríguez para la revista Hey! Mujer de Bolivia habla sobre el libre albedrío, “ese don maravilloso con el que nacemos todos los seres humanos”.

A continuación puedes ver el artículo o puedes ver la edición digital completa de Hey! Mujer aquí.

 

febrero_2017-36

Categorías: prensa

La Ventana de los Libros #4

Mis recomendaciones de esta semana son:

1. “Continuará: la reencarnación y el propósito de nuestra vida” de Karen Berg

Aquí el link:
https://www.amazon.com/Continuar%C3%A…

2. “Dios usa Lápiz Labial” por Karen Berg

Aquí el Link:
https://www.amazon.com.mx/s/?ie=UTF8&…

3. “Encontrar la Luz a través de la oscuridad” por Karen Berg

¡Cuéntame!

***De los 3:

***¿Qué aprendiste?

*** ¿Cual te gustó?

¡Espero sus respuestas en los comentarios!

*** ¡Nuevos videos todos los jueves!***

*** ¡SUSCRÍBETE AL CANAL! http://www.youtube.com/c/ConMDeMujerB…

*** ¡SÍGUEME! ***

*** Facebook: https://www.facebook.com/OficialMarit…

***Twitter: https://twitter.com/MaritzaRodrigue

***Instagram: https://www.instagram.com/maritzarodr…

**** Mi Blog: http://www.maritzarodriguez.com

¡Hasta la próxima!

Los quiero mucho,

#LaVentanadeLibros
#LibrosEspirituales
#ConMdeMujerByMaritza
#AmarenConciencia

Categorías: con "m" de mujer

‘El miedo de ser madre cuando eres madre’: Colaboración de Maritza en Ocean Drive Panamá

En la primera colaboración que realiza con la revista Ocean Drive Panamá, Maritza Rodríguez habló sobre el miedo que significa ser madre.

A continuación puedes ver el artículo completo o visitar la página de Ocean Drive Panamá aquí:

 

EL MIEDO DER SER MADRE, CUANDO ERES MADRE
 

Por: Maritza Rodríguez
maritzarodriguez.com
@maritzarodriguez

En estas épocas cuando la mayoría de las mujeres decidimos ser madres después de los 30 años nos damos cuenta de que rompemos uno de los primeros miedos “ser madres”. Pero cuando ya lo somos, vivimos en función del mayor Miedo…  Ejecutar la maternidad.

Es algo muy extraño, porque después de pasar 9 meses con tu bebé en tu vientre y dar a luz, deberías sentir que te convertiste en una mujer con un súper poder, pero no sé qué pasa que no lo sentimos así. ¡Nos convertimos en un mar de miedos!.

No les ha pasado que, apenas empieza toda esta nueva aventura de la maternidad, pasamos de ser las madres vencedoras a niñas temerosas. Le tememos a cambiar un pañal, a darle de comer al bebé con biberón o leche materna, dudamos al no saber cuánto debe comer el bebé, si de pronto lo acostamos en una posición en la que quizá se ahogue, o si el bebé puede o no dormir solo… ¡miedos, miedos, miedos todo el tiempo!.

Pocos son los momentos en los que sentimos seguridad de ejecutar como madres. El resto del tiempo ponemos por encima los consejos de la abuela, la vecina, la amiga o la prima, antes de confiar en nuestro instinto para saber cómo actuar en cualquier situación de esos primeros días de nuestros bebés. Olvidamos que tenemos conexión directa con nuestros hijos más que cualquier otro miembro de la familia. El miedo nos hace pensar que no podemos comunicarnos con ellos.

Es en este momento en el que nos debemos detener, reflexionar y conectar con la madre espiritual que llevamos dentro y en la que nos acabamos de convertir. Debemos comenzar a confíar en lo que sentímos o intuímos, nadie conoce mejor a tu bebé que tú porque tienen una conexión especial desde el momento en el que fue concebido. Atrévete a romper por completo con los paradigmas creados por la sociedad, como el de “Nadie te enseña a ser mamá”. Este es uno de los escudos protectores que no sé quién se lo habrá inventado, como para tener la excusa de la equivocación y me disculpan pero en las caídas se aprende y en el proceso se hace el maestro.

Relájate y confía, logra entrar en una vibración equilibrada que venga desde la calma y el entendimiento, consciente de que a veces ni el bebé sabe cómo manifestar lo que quiere porque está experimentando hambre, sueño o malestares normales por primera vez. De esta manera podremos conectarnos con ellos y ayudar a calmarlos. Si elegimos no dejarnos abrumar por su llanto y en cambio acercarnos con una energía reconfortante de alivio para ellos, se alimentarán de ese ambiente energético que les proporcionamos y todo pronto volverá a la calma.

Nuestro instinto de madres nos dirá exactamente qué hacer, cuánta leche es suficiente o cuándo algo representa un riesgo para ellos.

¡Deja el miedo y confía en ti!. Espero que mi experiencia te logre inspirar un poco más. ¡También quiero conocer tus vivencias!

Compártemelas y déjame tus comentarios en mis redes (Twitter, Facebook, Instagram) con el hashtag #ElBlogDeMaritzaRodríguez.

Categorías: prensa